Background Image




Para crecer como discípulo de Jesús

Estás en el Programa: Ámalo / Las virtudes teologales / Abraham, nuestro padre en la fe... y en la esperanza


No existe un pasaje que nos agobie tanto como aquel en que se nos narra que Dios habló a Abraham para pedirle que le sacrificara a su propio hijo, el hijo en el que residía la promesa de una descendencia numerosa. Y, a pesar de la locura que esa petición suponía, Abraham estuvo dispuesto a entregar a su hijo, salvo que Dios le pidió que no lo hiciera.