Si no puedes ver este correo, da click aquí

Conoce mas, ingresa a evangelizacion.mx

Compártela en Facebook

27° Domingo del Tiempo Ordinario

PRIMERA LECTURA
Isaías 5 1-7

Voy a cantar en nombre de mi amado
una canción a su viña.
Mi amado tenía una viña
en una ladera fértil.
Removió la tierra quitó las piedras
y plantó en ella vides selectas;
edificó en medio una torre
y excavó un lagar.
Él esperaba que su viña diera buenas uvas
pero la viña dio uvas agrias.

Ahora bien habitantes de Jerusalén
y gente de Judá yo les ruego
que sean jueces entre mi viña y yo.
¿Qué más pude hacer por mi viña
que yo no lo hiciera?
¿Por qué cuando yo esperaba que diera uvas buenas
las dio agrias?

Ahora voy a darles a conocer lo que haré con mi viña:
le quitaré su cerca y será destrozada.
Derribaré su tapia y será pisoteada.
La convertiré en un desierto
nadie la podará ni le quitará los cardos;
crecerán en ella los abrojos y las espinas;
mandaré a la nubes que no lluevan sobre ella.

Pues bien la viña del Señor de los ejércitos
es la casa de Israel
y los hombres de Judá son su plantación preferida.
El Señor esperaba de ellos que obraran rectamente
y ellos en cambio cometieron iniquidades;
él esperaba justicia
y sólo se oyen reclamaciones.

Salmo
La viña del Señor es la casa de Israel.

Señor tú trajiste de Egipto una vid
arrojaste de aquí a los paganos y la plantaste;
ella extendió sus sarmientos hasta el mar
y sus brotes llegaban hasta el río.
R.
Señor ¿por qué has derribado su cerca
de modo que puedan saquear tu viña los que pasan
pisotearla los animales salvajes
y las bestias del campo destrozarla?
R.
Señor Dios de los ejércitos vuelve tus ojos;
mira tu viña y visítala;
protege la cepa plantada por tu mano
el renuevo que tú mismo cultivaste.
R.
Ya no nos alejaremos de ti;
consérvanos la vida y alabaremos tu poder.
Restablécenos Señor Dios de los ejércitos
míranos con bondad y estaremos a salvo.
R.

SEGUNDA LECTURA
Filipenses 4 6-9
Hermanos: No se inquieten por nada; más bien presenten en toda ocasión sus peticiones a Dios en la oración y la súplica llenos de gratitud. Y que la paz de Dios que sobrepasa toda inteligencia custodie sus corazones y sus pensamientos en Cristo Jesús.

Por lo demás hermanos aprecien todo lo que es verdadero y noble cuanto hay de justo y puro todo lo que es amable y honroso todo lo que sea virtud y merezca elogio. Pongan por obra cuanto han aprendido y recibido de mí todo lo que yo he dicho y me han visto hacer; y el Dios de la paz estará con ustedes.

EVANGELIO
Mateo 21 33-43
En aquel tiempo Jesús dijo a los sumos sacerdotes y a los ancianos del puebloesta parábola: «Había una vez un propietario que plantó un viñedo lo rodeó con una cerca cavó un lagar en él construyó una torre para el vigilante y luego lo alquiló a unos viñadores y se fue de viaje.

Llegado el tiempo de la vendimia envió a sus criados para pedir su parte de los frutos a los viñadores; pero éstos se apoderaron de los criados golpearon a uno mataron a otro y a otro más lo apedrearon. Envió de nuevo a otros criados en mayor número que los primeros y los trataron del mismo modo.

Por último les mandó a su propio hijo pensando: A mi hijo lo respetarán. Pero cuando los viñadores lo vieron se dijeron unos a otros: Éste es el heredero. Vamos a matarlo y nos quedaremos con su herencia. Le echaron mano lo sacaron del viñedo y lo mataron.

Ahora díganme: cuando vuelva el dueño del viñedo ¿qué hará con esos viñadores?» Ellos le respondieron: «Dará muerte terrible a esos desalmados y arrendará el viñedo a otros viñadores que le entreguen los frutos a su tiempo».

Entonces Jesús les dijo: «¿No han leído nunca en la Escritura: La piedra que desecharon los constructores es ahora la piedra angular. Esto es obra del Señor y es un prodigio admirable?

Por esta razón les digo que les será quitado a ustedes el Reino de Dios y se le dará a un pueblo que produzca sus frutos».


ORACIÓN EN FAMILIA

Sacerdote: La felicidad en este mundo y en el que nos ha preparado Jesús con su resurrección, se le entregará a quienes han buscado ser buenos ciudadanos del Reino. Pidamos pues al Señor con fe diciendo: 

TODOS: AYÚDANOS, SEÑOR, A DAR FRUTO.

 

Papá: Señor, te pedimos por tu siervo el Papa Francisco para que, como uno de tus profetas, no se canse de invitarnos a cambiar nuestra vida.

TODOS: Sostén su predicación con la fuerza del Espíritu y dale la fuerza y la gracia que necesita.

AYÚDANOS, SEÑOR, A DAR FRUTO.

 

Mamá: El mundo nos invita a vivir un estilo de vida que no siempre está de acuerdo a tu voluntad.

TODOS: Por eso te pedimos que ilumines nuestras mentes y nuestros corazones para discernir lo que es bueno y lo que te agrada.

AYÚDANOS, SEÑOR, A DAR FRUTO.

 

Hijo(a): Te pedimos, Señor, que abras nuestros oídos y fortalezcas nuestra voluntad para poder servirte cada día mejor.

TODOS: Ayúdanos a reconocer en la Sagrada Escritura la invitación que nos haces a vivir conforme a tu voluntad.

AYÚDANOS, SEÑOR, A DAR FRUTO.

 

Hijo(a): Te pedimos, Señor, por los que gobiernan los destinos de las naciones, para que no se cierren a tu voz.

TODOS: Ilumina su mente y su corazón para que sus frutos sean frutos de vida y no de muerte. 

AYÚDANOS, SEÑOR, A DAR FRUTO.

 

Hijo(a): Nuestros jóvenes son lo mejor de tu viña. No permitas que la maldad de este mundo los pervierta y dejen de dar fruto.

TODOS: Levanta una muralla de amor delante de ellos y protégelos de la maldad del mundo.

AYÚDANOS, SEÑOR, A DAR FRUTO.

 

Sacerdote: Señor Jesucristo, tú conoces nuestra debilidad, por eso nos acogemos a tu infinito amor; concédenos, por la intercesión de tu dulce y santa Madre, la Siempre Virgen María, lo que hoy con fe te hemos pedido. 

TODOS:  Amén.


Compártela en Facebook


Para darse de baja click aquí.
Actualiza tus datos.
Conoce nuestro Centro de Evangelización en Línea:
evangelizacion.mx

Evangelización Activa
José Alvarado No. 1000 Col. Jardín Español
Monterrey, N.L., México
Tel. (01-81) 8123-1293 y 8347-5432